vacunas para gatos

Todo acerca de las vacunas para gatos

Las vacunas para gatos son una herramienta crucial para proteger la salud de nuestros amigos felinos. Al igual que los humanos, los gatos pueden contraer enfermedades que pueden ser prevenidas con la vacunación. En este artículo, exploraremos por qué es importante vacunar a nuestros gatos, las vacunas más comunes para gatos y cuándo deben ser administradas.

¿Por qué es importante vacunar a nuestros gatos?

La vacunación es importante porque ayuda a prevenir enfermedades graves en los gatos y también protege a otros animales y humanos de infecciones. Si tu gato no está vacunado, puede estar en riesgo de contraer enfermedades potencialmente mortales como la panleucopenia felina, la rinotraqueítis felina, la calicivirus felino y la leucemia felina.

Además, si tienes varios gatos en casa, es especialmente importante vacunarlos a todos. Las enfermedades se propagan fácilmente entre los gatos, y un gato infectado puede contagiar a otros incluso antes de que muestre síntomas de la enfermedad.

Vacunas más comunes para gatos

Las vacunas para gatos se dividen en dos categorías: las vacunas esenciales y las no esenciales. Las vacunas esenciales son aquellas que se recomiendan para todos los gatos, mientras que las no esenciales son aquellas que se recomiendan solo para gatos que tienen un mayor riesgo de contraer la enfermedad.

Vacunas esenciales para gatos:

  • FVRCP: esta vacuna protege contra la rinotraqueítis felina, el calicivirus felino y la panleucopenia felina. Estas enfermedades son altamente contagiosas y pueden ser mortales en algunos casos.
  • Leucemia felina: esta vacuna protege contra el virus de la leucemia felina, que se transmite a través del contacto con otros gatos infectados. La enfermedad puede causar anemia, debilidad y un mayor riesgo de infecciones.

Vacunas no esenciales para gatos:

  • Clamidia felina: esta vacuna se recomienda para gatos que tienen un mayor riesgo de contraer la clamidia felina, una infección respiratoria.
  • Rabia: esta vacuna se recomienda para gatos que pasan tiempo al aire libre o que pueden entrar en contacto con animales salvajes.

¿Cuándo deben ser administradas las vacunas para gatos?

Las vacunas deben ser administradas en una serie de dos o tres dosis, dependiendo de la vacuna y la edad del gato. Los gatitos deben comenzar a recibir vacunas a las 6-8 semanas de edad y continuar hasta los 16 semanas de edad. Los gatos adultos que no han sido vacunados antes deben recibir dos dosis de la vacuna FVRCP con un intervalo de tres a cuatro semanas entre dosis.

Después de la serie inicial de vacunación, se recomienda que los gatos reciban refuerzos de vacunas cada uno, dos o tres años, según la vacuna y la edad del gato.